Entradas

¿Cuáles son los beneficios de cambiar un cheque de terceros en el acto?

Cuando uno trabaja con cheques, lo más usual es que el cliente se haga de los fondos una vez que los mismos son acreditados en su banco. Pero existe una variante, que consiste en adelantar el cobro y hacerse de los billetes al instante de recibir el documento o en el momento que estamos urgidos de conseguir efectivo. Esta operatoria se la conoce como cambio de cheques y se maneja con quienes tienen en su poder valores de terceros al día o diferidos y buscan hacerse del efectivo en forma inmediata para evitar la espera del clearing bancario.

El cambio de cheques de terceros implica descontar cheques y documentos a cambio de proporcionar ese efectivo tan preciado cuando no se encuentran otras opciones de financiamiento y se necesita contar con “cash” de forma rápida. Este recurso sirve tanto para personas físicas como para personas jurídicas. Por lo que puede ser usado para cubrir una cuenta del banco como para pagar a un proveedor clave.

Para los cheques comunes no encontraremos grandes diferencia entre depositar el cheque y cambiarlo si la fecha es al día. Sin embargo, si hay diferencia con los cheques diferidos donde realmente se puede adelantar el plazo de cobro.  

 

Los cambios de cheques de terceros se pueden realizarse tanto en bancos como en instituciones financieras. La elección dependerá de cada uno pero seguramente tendremos en cuenta la antigüedad o la confianza depositada en la institución. Otro punto a tener en cuenta son los costos e intereses que pueden llegar a cobrar, por ejemplo, todas las instituciones bancarias cobran el impuesto al débito o crédito (conocido también como el impuesto al cheque) que es el 1,2% del importe a cobrar o pagar, entre otras tasas e intereses.

La diferencia es que para poder operar con el banco debe tener una cuenta abierta con ellos, lo cual es un tramite riguroso y aveces difícil de concretar. En cambio con entidades financieras (no bancos) el tramite es muy sencillo. Solo con el cheque y su documento le cambian el valor.

En cuanto a documentación extra, ambas instituciones no pedirán más que la entrega del cheque junto con un formulario que hay que completar. La operatoria usualmente es rápida y simple.  

Por todo lo dicho hasta ahora, podemos ver que los beneficios del cambio de cheques de terceros son importantes cuando se está necesitado de efectivo en el acto. La operatoria no conlleva grandes trámites ni la preparación de mucha documentación y se puede realizar en un banco o en cualquier entidad financiera que ofrezca este servicio.

También se puede depositar el valor en cuenta corriente (para bancos) o retirar en efectivo. A cambio, deberemos pagar el costo o los intereses pero conseguimos cobrar anticipadamente un cheque de tercero (si está correctamente endosado) que quizás tiene plazo de cobro 30/ 60 o 90 días desde que nos lo entregan. Ciertamente es una opción a tener en consideración si se está pasando por un mal momento financiero y o economico sin necesidad.

¿Quiénes pueden realizar el cambio de cheques de terceros?

Lo más usual para quienes trabajan con cheques es esperar a la fecha de cobro para hacerse de los fondos, o sea, una vez que los mismos son acreditados en su banco. Pero existe una variante, que consiste en adelantar el cobro y hacerse de los billetes al instante de recibir el documento. El cambio de cheques de terceros, es cuando tenemos un cheque diferido pero no podemos esperar hasta la fecha de cobro porque necesitamos que nos entreguen anticipadamente el efectivo o bien no tenemos cuenta bancaria donde depositarlo.

En resumen, el mayor beneficio del cambio de un cheque de terceros es poder acceder adelantadamente a fondos sobre los cheques que posea en su cartera. De esta forma, podrá contar con efectivo de una forma rápida y sencilla.

Esta operatoria también es conocida como descuento de cheques, que implica la posibilidad de obtener inmediatamente los fondos de los cheques de pago diferido (valores con un plazo de cobro futuro). Por lo tanto, conseguimos el efectivo en forma inmediata evitando la espera del clearing bancario, lo que nos provee de liquidez inmediata al transformar tus Cuentas a Cobrar en dinero en efectivo.

Si se tienen cheques de terceros, hay que tener en cuenta al momento de querer cobrarlos que esa otra persona debe endosar el cheque para usted. Para ello, quien entrega el cheque debe escribir “Páguese a la orden de” y tu nombre en la parte posterior del cheque. Cuando la persona a quien está dirigido el cheque lo firme, es importante que su firma coincida con el nombre de la línea en el frente del cheque “Páguese a la orden de“.

También puede existir la posibilidad de que el cheque con el que le pagan ya sea un cheque de terceros. Es decir, quien le paga recibió el pago de otro y se forma una cadena de pagos.

De esta manera el cheque tendría 2 endosos. El suyo y de quien lo recibe.  Para poder descontar cheques de terceros el máximo de endosos son 2 ya que el tercero es de quien deposita en su cuenta el cheque. Si posee 3 o mas endosos ese valor no podrá ser cambiado en ninguna entidad financiera.

¿Dónde podemos recurrir para realizar el cambio de cheques?

  • Entidades financieras no bancarias. Estas instituciones pueden ayudarnos a solucionar nuestra falta de liquidez mediante la compra de cheques de terceros al día, diferidos  e inclusive NO A LA ORDEN a cambio del pago de un porcentaje de comisión por el adelanto del efectivo.  El tramite es sencillo rapido y sin requisitos.
  • Esta operatoria se realiza comúnmente en una institución bancaria. Si ya trabaja con el banco, el importe de su cheque puede ser acreditado en su cuenta corriente. Deberá tener en cuenta los costos que le van a cobrar como el Costo Financiero Total Nominal Anual (CFTNA), la Tasa Nominal Anual (TNA) y la Tasa Efectiva Anual (TEA). Todos estos costos se expresan en porcentajes que cobran de la suma del cheque. Por ejemplo, un conocido banco en su página dice que si depositamos un cheque de $10.000 cobraremos $9.690,55, la diferencia son los costos de realizar el descuento de cheque y acceder al efectivo por adelantado.

Poder hacer un cambio de cheque por adelantado tiene su costo, pero es una opción a poner en la balanza ante la necesidad de efectivo inmediato.

Cambio de cheques de terceros: una opción rápida para conseguir efectivo

En la operatoria diaria de cheques existen dos tipos de chequeras, los cheques comunes y los cheques diferidos. Los primeros son pagaderos el día de su presentación (no puede exceder de 30 días contados desde su emisión). Por lo tanto, se cobran a partir de la fecha de confección del cheque. Aquí es donde radica la principal diferencia con el segundo tipo de chequeras, puesto que los cheques de pago diferido implican una orden de pago diferida, librada por un plazo de entre 1 y 360 días desde su emisión (en este caso también hay un plazo máximo de 30 días para presentar el cheque desde la fecha de vencimiento fijada por el librador para el pago).

Por lo tanto, los cheques diferidos implican un pago a futuro. Por ejemplo, yo confecciono un cheque el día 4 de marzo pero quiero que se cobre a partir del 1 de abril, el cheque diferido es el instrumento en el cual asumimos el compromiso de pago, es este caso a partir de los primeros días de abril mi banco podrá descontar de mi cuenta corriente los fondos.

Sin embargo, cuando tenemos un cheque diferido pero no podemos esperar hasta la fecha de cobro porque necesitamos con anticipación el dinero podemos recurrir al cambio de cheques de terceros. Este instrumento nos permite acceder de inmediato al dinero sin importar si el cheque es o no no al orden.

En resumen, el mayor beneficio del cambio de un cheque de terceros es poder acceder rapidamente a fondos sobre los cheques que posea en su cartera. De esta forma, podrá contar con efectivo de una forma rápida y sencilla.

 

¿Cómo se hace para cambiar el cheque de terceros?

La operatoria es muy simple. La persona que cuenta con el cheque pos datado debe acercarse a la entidad financiera en la que realizará el cambio. Dicha entidad asume la responsabilidad de adelantar los fondos al portador del cheque y una vez que llega la fecha de cobro del mismo, se encarga de cobrarlo al banco del emisor.

Para poder avanzar con este procedimiento, la entidad financiera nos pedirá que completemos unos formularios, la presentación del documento para acreditar la identidad y se entregará el cheque que se quiere cobrar.

¿Cómo puedo cobrar el cheque?

El cobro puede hacerse en efectivo, la entidad financiera entregará el importe indicado en el cheque. Por lo general, se utiliza para pequeñas cantidades, en caso de que sean grandes se debe avisar a la entidad con antelación para que tengan preparado el dinero.

Como segunda opción, el cheque se puede cobrar en cuenta. Es decir, se deposita el importe en la cuenta corriente del beneficiario.

¿Cuáles son los mejores negocios de 2018?

El año recién comienza y hay que tener en cuenta distintos factores para saber en qué negocios son los que tienen previsto un crecimiento para este 2018 teniendo en cuenta la recuperación económica y las reformas en marcha modificarán el curso de varios mercados y negocios.
El diario Clarín publicó un artículo donde se refleja en los pronósticos de diferentes analistas, economistas, empresarios y ejecutivos para este año. Desde Cheques de Terceros les explicaremos cuales son los negocios que van a brillar en el 2018 y por qué:

Automotriz: con la mira en Brasil

En este 2018 se espera que la reactivación de Brasil traccione las exportaciones y la producción automotriz de la Argentina. Para la industria automotriz, la demanda brasileña es clave. “Cada punto del PBI representa el 10% de la producción local de autos”, grafica Pérez Duhalde gerente de Análisis Económico de Abeceb.
A su vez y a nivel local, el sistema financiero ofrece tasas de interés positivas para comprar un automóvil. En este sentido, los concesionarios creen que es posible superar el récord de 970.000 unidades vendidas en 2013. “El piso es 950.000, pero es posible alcanzar el millón si es que se dan ciertas condiciones”, dijo un vocero del sector. Sin embargo, los fabricantes son más cautos. “No estamos lejos: hay más estabilidad en la economía, están los créditos UVA y hay mucha financiación directa de las marcas”, opina Marcelo Klappenbach, un alto ejecutivo de Nissan.
ADEFA proyecta un incremento de la producción este año, de entre 10 y 15%. Ese volumen, igual, no compensaría el desequilibrio en el intercambio comercial con Brasil, pero “la recuperación de Brasil es clave para todos”, dice Klappenbach.

Agroindustria:

En este sector hay varias variantes a tener en cuenta, primero que pese a las inundaciones del 2017, se estima que habrá cosecha récord para la temporada 2017/2018. A esto hay que sumarle que este negocio se vió beneficiado por la baja de en las retenciones y la suba del tipo de cambio.
La actividad de la agroindustria se refleja en otros sectores. Elizondo, de DNI, resalta el derrame del campo hacia otros rubros. “Los principales clientes de los bancos son las cerealeras”, puntualiza el economista. Y agrega: “El agro genera externalidades y le da impulso a la maquinaria, agroquímicos, servicios profesionales y la industria automotriz, entre otras”. De hecho, las fábricas de autos prevén una recuperación en el nivel productivo, precisamente por el aumento en la demanda de pick ups, su especialidad.

Reactivación de la construcción:

Es este rubro, Elizondo destaca la reactivación de la construcción y la venta de propiedades, con un vuelco progresivo de la obra pública (“un amesetamiento”) a las obras privadas. El principal estímulo es el boom de los créditos hipotecarios, cuyos efectos son retardados. “La construcción es una de las estrellitas. La actividad aumentó 12,8% el año pasado y proyectamos 9,1% para 2018”, dice Pérez Duhalde. Y añade que la venta de cemento y asfalto están en sus máximos históricos: “Es récord”.
El boom de las hipotecas modificó sustancialmente toda la cadena de valor vinculada al negocio del ladrillo. La construcción privada, dicen los analistas, apuntan al cliente final y no a los inversores. Y este año se espera una mayor ofertas de viviendas nuevas, que compensaría el amesetamiento de la obra pública.

Electrodomésticos:

Las ventas promedio aumentaron entre 10 y 12% en el 2017 y prevén una suba similar para el año que viene, con el impulso de categorías clave, televisores (recambio tecnológico por el efecto Mundial), celulares, computadoras y productos de la línea blanca, principalmente heladeras, cocinas y lavarropas teniendo en cuenta el crecimiento inmobiliario del punto anterior.
Esperamos que este artículo haya sido de tu interés. No dudes en comunicarte si necesitás realizar alguna gestión con cheques!

¿Qué sucede si el vencimiento de un cheque cae en un día no hábil bancario?

No te diste cuenta y tenés un cheque que cobrar un día que el banco no abre. ¿Qué pasa con ese cheque? ¿El banco me lo rechazará? ¿Tendré que pedirle al emisor que me emita un nuevo cheque con una fecha de día hábil? ¿Tienen fecha de vencimiento los cheques? No entremos en pánico! A continuación te decimos qué hacer en esta situación:

¿Qué plazos de vigencia tiene un cheque?

Si queremos hablar sobre el vencimiento de un cheque primero deberemos tener en cuenta los tipos de cheques que existen y las partes de cada uno. Por lo tanto, el cheque común contiene una sola fecha indicada en su cuerpo, que es la fecha de emisión. Se supone que se utiliza para realizar cheques que se cobran en el día y tienen una vigencia de 30 días corridos. Esto significa que no importa si el cheque tiene fecha de un día no hábil puedo ir dentro del mes a cambiarlo.

A estar atentos si nos dan un cheque común pero con una fecha en el futuro, a estos títulos se los denomina postdatados. Básicamente, son un cheque común y, por definición, estos son pagadero a la vista, con independencia de que la fecha que conste sea superior a la real. Por tanto, el tenedor de dicho cheque puede presentarlo al cobro en cualquier momento y el banco está obligado al pago. Siempre que sea anterior a la fecha indicada, sino tendremos 30 días a partir del día expresado en el título.

 cheque cae en un día no hábil bancario

¿Qué sucede con los cheques diferidos?

En este caso, tendremos dos fechas indicadas en el cheque, una será el día de emisión y otra será la fecha de cobro. Entre una y otra fecha pueden pasar 365 y el cheque será válido y tendremos 30 días para cobrarlo a partir de la fecha indicada para el pago. El cheque de pago diferido es la legalización del cheque común posdatado. Esto significa que al instrumento, desde sus inicios, se lo considera como un cheque común, pero que no puede ser cobrado sino a la llegada del plazo estipulado. Por lo tanto, al igual que el caso anterior, no importa si el día de cobranza es un día no hábil, puedo ir a depositarlo o cobrarlo el primer día laboral que le siga.

¿Hay alguna forma de cobrar antes el cheque?

Si estás necesitando efectivo pero solo tenés cheques a cobrar en el futuro podés recurrir a lo que se conoce como el cambio de cheques. ¿En qué consiste esta operatoria? el cambio de un cheque de terceros implica poder acceder rápidamente a fondos sobre los cheques que posea en su cartera. La operatoria implica que entreguemos el cheque que queremos cambiar a la financiera de confianza como Cheques de Terceros o a un banco, ellos nos adelantarán el efectivo y nos cobrarán una tasa de interés por el servicio.

Una vez que llega la fecha de cobro, la institución se encargará de cobrar el cheque a quien lo emitió. De esta forma, podremos contar con efectivo de una forma rápida y sencilla.

Esperamos que este artículo haya sido de tu interés! No dudes en comunicarte por cualquier consulta o sugerencia.

¿Qué es un cheque librado contra un banco?

¿Puedo cobrar mi cheque a una entidad bancaria? Por lo general, los cheques son documentos que entregan los bancos y que se cobran de la cuenta corriente de uno de sus clientes, sea persona física o jurídica. Entonces, adentrándonos en las operaciones de cobranzas y pagos con cheques, ¿qué significa un cheque librado? Un cheque librado es la manera con la que se denomina el haber entregado un cheque. Quien lo entrega es el librador y quien lo recibe es el beneficiario. El librador tendrá que asegurarse de tener fondos en su cuenta (o estar dentro de los parámetros acordados con el banco para trabajar en descubierto) al momento de que el beneficiario tenga que cobrarlo.

cheque librado

¿Qué tipos de cheques puedo usar?

El tipo de cheque que utilicemos dependerá de la operación que queremos realizar. Actualmente podemos solicitar al banco cualquiera de los siguientes:

  • Cheque personal: es aquel emitido contra la cuenta corriente de una persona física o jurídica (empresa). A los titulares de cuentas corrientes se les entrega un talonario personalizado con cheques impresos que pueden utilizar como medio de pago.
    Para hacer efectivo el pago de un cheque personal, es necesario que el librador disponga de los fondos necesarios en la entidad que figura como librado. Si no hay suficiente saldo en la cuenta para pagar el cheque, el mismo será rechazado, lo que genera multas y un mal antecedente en el librador.
  • Cheque bancario: es aquel en el que el librador es la propia entidad bancaria que debe pagarlo. Osea, el librado y el librador es la mismo banco.
    En esta operatoria, no es requisito tener una cuenta corriente en la entidad para comprar este servicio en caso de tener que utilizarlo como medio de pago.
  • Cheque certificado: Es el que certifica el banco garantizando que el librador tiene fondos suficientes para su pago. La certificación se hace al dorso del cheque y la misma tiene una duración de cinco días hábiles. Si recibimos un cheque de este estilo, sabremos que no vamos a tener el inconveniente de que vuelva rechazado por falta de fondos.
  • Cheque Cancelatorio: El cheque cancelatorio fue instrumentado por el Banco Central a partir de noviembre de 2011. Es un medio de pago equivalente a la entrega de dinero en efectivo, otorgando seguridad a quien lo otorga y a quien lo recibe. Es una herramienta gratuita porque el banco no cobra un costo adicional por su utilización. La persona que quiera comprar un cheque cancelatorio, deberá hacerlo en el banco donde tenga cuenta y su firma registrada. El banco librará el cheque cancelatorio por el valor que solicite el cliente, dentro de un rango que va desde $ 5.000 a $ 400.000. Debemos tener en cuenta que en esta operatoria, los endosos deben realizarse en el dorso del cheque, ante un escribano público, funcionario del banco o autoridad judicial, quienes certificarán la firma.
  • Cheque del Viajero –Travelers Cheques: Este cheque lo adquiere el viajero para evitar los riesgos que significa el traslado de dinero en efectivo, no tienen fecha de vencimiento y se emiten en diferentes monedas.

¿Puedo efectuar pagos con cheques?

Los cheques son una herramienta bancaria que funcionan como una orden de pago. Para poder efectuar pagos con cheques deberemos ver las condiciones de la entidad que recibe el pago (muchos servicios o impuestos solo aceptan cheques nominativos, por ejemplo).

Esperamos que esta información sea de su interés.

¿Cómo proceder ante la emisión de un Cheque de una empresa internacional?

Este artículo te va a a ser de utilidad si estás por realizar una operatoria de exportación y te encontras con que el cliente de exterior quiere pagarte con un cheque internacional. ¿Cómo es la operatoria con cheques de empresas internacional? Para ir respondiendo esta pregunta debemos tener en cuenta que a diferencia de la operatoria que conocemos usualmente, en este caso el cheque es emitido por una entidad bancaria de un país, a petición de un importador de ese mismo país, contra él mismo o a cargo de otra entidad bancaria, normalmente ubicada en un país diferente, a favor del exportador de la operación cuyo pago se desea cancelar.

Un punto a favor que tiene esta forma de pagos es que se puede utilizar un cheque bancario, por lo que no es necesario disponer de cuenta en la entidad, ni tampoco de chequera, ya que es el banco quien emite el cheque y éste se paga con dinero de las cuentas del banco.
Este medio de pago se caracteriza por su simplicidad y bajo costo. Es un medio de pago muy utilizado pero que exige plena confianza en el importador: hay que dar por hecho que el importador va a realizar el pago. Si te genera desconfianza utilizar un cheque de parte de empresas internacionales, te sugerimos que sigas leyendo ya que debajo abordaremos los riesgos o advertencias a tener en cuenta para utilizar esta modalidad.
Otro dato de importancia es que el cheque emitido debe ser siempre nominativo. Esto significa que se emite a favor del exportador y, por lo tanto, sólo él puede cobrarlo. Esta es una medida de seguridad para que en caso de pérdida o robo ningún tercero pueda cobrarlo.

¿Cómo es la operativa de la exportación con pago con cheques?

Después de pasar todo el análisis de proveedores, analizar gastos de envío y tributos aduaneros, el comprador debe poner una orden de compra que es algo así como un contrato donde se establecen todas las pautas de compra- venta (condición de pago, condición de entrega, material requerido, cantidades, etc). Una vez superada esta parte, el exportador envía la mercancía y la documentación necesaria para que ésta pueda ser recibida por el importador.

Entre la documentación que se envía habitualmente está la factura, lista de empaque (detalle de cómo está compuesto cada bulto a ser enviado), documentos de embarque y, opcionalmente, certificado de origen o sanitario (esto dependerá del material que se exporte y los requisitos de la aduana y organismos públicos de destino).
El importador, una vez que ha recibido dicha mercancía, solicita a su banco la emisión de un cheque bancario a favor del exportador que le hace seguir.

empresa internacional
¿ Existe algún riesgo de no recibir el pago?

Podría ocurrir que el importador, una vez que ha recibido la mercancía, no proceda al envío del cheque bancario, por lo que el exportador se queda sin cobrar y sin mercancía.
Ante esta situación, podemos pactar de antemano con el comprador que realizaremos la liberación de los documentos después de haber acreditado el cheque emitido.

De esta forma, podemos contratar un servicio de flete que realice la impresión de los documentos de embarque en destino después de haber abonado los gastos en origen. Esta operatorio es conocida como telex release.

Esperamos que esta información sea de ayuda! No duden en comunicarse por cualquier duda.

Tips para operar con cheques

Los usuarios muestran cierta desconfianza ante la utilización del cheque como medio de pago. Esto se debe a que lo consideran una herramienta de alto riesgo y poco seguro debido a la posibilidad de ser víctimas de fraude por falsificación, robos, uso de cheques sin fondos u otro tipo de estafas.

A continuación dejamos una serie de recomendaciones para que sea más seguro y confiable la operatoria:

  • No tener nunca cheques firmados en blanco. Así evitaremos que cualquier persona lo complete y lo cobre sin enterarnos.
  • No rellenarlo hasta el momento de entregarlo.
  • Comprobar que la chequera que nos facilitan en nuestra entidad bancaria está debidamente sellada y completa. Si existiese alguna anomalía, se debe notificar de inmediato al banco o caja de ahorros.
  • Guardar la chequera en un lugar seguro, para evitar robos o que nuestra firma puede ser falsificada.
  • En caso de pérdida  o robo de un cheque, repórtalo inmediatamente al banco, quien nos indicará el procedimiento a seguir para la cancelación del mismo.
  • Destruir los cheques no válidos y no tirarlos sin más.
  • Rodear el importe con símbolos o líneas para que sea imposible modificar la cantidad. Además escribir la cifra dos veces, la primera con número  y, después, en letra.
  • Disponer de los fondos suficientes para cubrir el valor del cheque. Si no es así, la entidad bancaria puede rechazar el cheque y cobrar una multa.
  • Para la persona que quiere cobrar el cheque en efectivo es aconsejable presentarlo en la misma sucursal que figura como librado. De este modo se evitarán comisiones.
  • Asesorate con tu banco sobre las comisiones que se cobran por la expedición de cada uno de los tipos de cheques y cuál es el trámite a seguir en caso de cancelación de los mismos, así vas a evitar encontrar gastos sorpresa al momento de revisar la cuenta.
  • Si hay algún error en la elaboración de un cheque es preferible realizar uno nuevo ya que este no será pagado si presenta alteraciones, deterioros o mutilaciones.
  • Si querés realizar el cobro de un cheque, verifica los plazos que la Ley señala como límite máximo para este efecto, ya que si excede estos plazos, el librador del cheque ya no está obligado a mantener fondos suficientes en la cuenta para que el documento sea cobrado, en cuyo caso será necesario levantar el protesto y seguir un procedimiento judicial para recuperar las cantidades adeudadas.

Operar con cheques, más vale prevenir…

Si todavía nos genera desconfianza el recibir un cheque de una persona o un compañía en particular, podemos recurrir a verificar su historial a través de la página web de Banco Central de la República Argentina. En la “central de cheques rechazados”  podemos acceder a un informe de quien emite el cheque: donde se detalla las deudas bancarias y si posee cheques rechazados por falta de fondos. De esta forma podremos verificar si la persona que nos quiere pagar con un cheque tiene una buena  o mala reputación, o sea, si cumple o no con los pagos.

Si todavía te genera alguna incertidumbre la operatoria con cheques, nuestras oficinas están abiertas para recibir tus consultas.

¿Cuanto tiempo tengo para depositar un cheque?

Según el artículo 25 de la Ley 24.452, comúnmente conocida con la Ley del cheque, “el término de presentación de un cheque librado en la República Argentina es de treinta (30) días contados desde la fecha de su creación”. Asimismo, la ley estipula que “el término de presentación de un cheque librado en el extranjero y pagadero en la República es de sesenta (60) días contados desde la fecha de su creación”.
Por lo tanto, no importa si el cheque es común o post-datado, la fecha de cobro debe ser siempre dentro los 30 días de la fecha indicada de cobro si son cheques nacionales o 60 días si contamos con un cheque internacional. De lo contrario el cheque pierde validez.

Cómo depositar un cheque

Lo primero a tener en cuenta es que el deposito debe realizarse en el banco en el que tengamos una cuenta, ya sea caja de ahorro o cuenta corriente.

Existen dos formas de depositar un cheque, la primera es vía ventanilla, donde nos acercamos al cajero y le entregamos el cheque. La segunda forma de depositar un cheque es mediante un cajero de autoservicio, donde ingresamos el cheque junto con los datos de nuestra cuenta (o ingresando nuestra tarjeta, según el caso). Si te genera dudas la utilización del cajero de auto-servicios, podes consultar nuestra Guía Rápida de Uso.

En ambos casos, podremos ver los fondos acreditados en nuestra cuenta después de las 48hs porque el banco debe comprobar que quien emitió el cheque tenga fondos para cubrirlo.

Debemos tener en cuenta que todo depósito de cheque va a generar un recargo impositivo del 6% del valor del cheque. Este es el conocido “Impuesto al cheque” implementado desde el 2001.  Por lo tanto, si recibe un cheque por $1000 se le descontarán $6 por esa operación, correspondiente al crédito del mismo. También ocurrirá lo mismo, si emite un cheque: cuando la persona a la que usted se lo entregue lo deposite, se le cobrará 6 por mil.

¿Para depositar un cheque hay que endosarlo?

Según como esté conformado el cheque deberemos estar atentos a si hay que en endosarlo o no. El endoso del cheque implica ceder los derechos del cheque de una persona a otra para que puedan cobrarlo, por este motivo es importante seguir siempre la cadena de endosos y ver que nos nos excedamos de la cantidad de endosos permitidos por cheque.

Por esto debemos tener en cuenta que un cheque común puede endosarse una sola vez más la firma del depositante final, mientras que un cheque diferido puede endosarse hasta dos veces más la firma del depositante final.  

Por otro lado, debemos estar atentos a que si el cheque es “no a la orden” puede depositarse directamente, ya que no requiere ser endosado.  

En el caso que lo depositemos por ventanilla no hay inconvenientes porque el cajero nos puede asistir, pero en el caso de realizar el depósito por cajero de autoservicio, deberemos estar seguros de estar depositando el cheque de la forma correcta si no queremos generar más demoras de las usuales.